jueves, febrero 19, 2009

LA RAZÓN DE LA CORRUPCIÓN

Mucho se ha hablado de la corrupción en esta bitácora. La actual situación no difiere ni cuantitativamente ni cualitativamente de las anteriores. Desde hoy, aquí, podrán seguir, cronológicamente, las tramas de corrupción de este desdichado país.
Como esta es generalizada y propia de este régimen de poder, el diario no incluye datos históricos de hace 30 años. No hace falta. Solo se comentan los casos de fechas, desde que, aproximadamente, apareció esta bitácora.
De momento expondré los casos escuetos en el flanco derecho de la bitácora hasta que encuentre otro medio más accesible para el sufrido lector que tiene la paciencia de seguirme.
Simplemente comentar que la corrupción en este país es generalizada y afecta por igual a los partidos que detentan el poder.
La causa está en la falta de controles democráticos debido a la anulación de los ciudadanos de la actividad política, que se genera en la oscura trastienda de los partidos políticos. A aquellos solo se les permite votar cada cuatro años unas listas elaboradas en estas.
Cuando Aznar se vio ganador de las elecciones en el año 1996, habiendo prometido regeneración democrática, sentenció que había que pasar página y que el PSOE había pagado con la pérdida del poder. Hoy su partido está probando la misma amarga medicina.
Solo la división y separación de poderes y la elección de representantes responsables de distrito mediante voto mayoritario, puede acabar con esta caterva política irresponsable y chulesca que nos tiene atenazados y dominados, cuando debería ser todo lo contrario.
Hace falta que nos movilicemos cuanto antes. Es necesario dar la vuelta a la tortilla y conseguir que nosotros, ciudadanos controlemos y mandemos a los políticos. Así se acabará la corrupción.

4 comentarios:

Lino dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Lino dijo...

¿Cómo va el listado de casos de corrupción?

Rafael del Barco Carreras dijo...

VI. JUICIO A LA CORRUPCIÓN EN LA DELEGACIÓN DE HACIENDA DE BARCELONA.
HOY LUNES 28-09-09, DECIDIDAS LAS PRESCRIPCIONES.

Rafael del Barco Carreras

Una jornada con primera parte de alto interés. Inicia las “cuestiones previas” uno de los dos abogados recién incorporados pidiendo la nulidad de actuaciones por varias razones, entre ellas la total imposibilidad de leer en una semana 22.734 folios en 230 cajas, más lo correspondiente a TORRAS Y NÚÑEZ. Indefensión, repetirán letrado y letrada.
El silencio se cortaba cuando la Presidenta del Tribunal, tras un receso de 20 minutos, procede a la lectura de la resolución a las “cuestiones previas”. La más importante las PRESCRIPCIONES. Aceptada la tesis del Fiscal, los 10 años prevalecen frente a los 5 de las defensas.
Los abogados defensores sueltan por turno sus respetuosas protestas, efectos casacionales, amparo al Constitucional, y varios conceptos de cuya interpretación dudo, o sea, ningún comentario a pesar de haber tomado nota. A mi curiosidad le bastaba con la continuidad del juicio, y la remota posibilidad de alguna aportación a mi “Barcelona, 30 años de corrupción”.
Y así ha sido tras anunciar la Presidencia la iniciación del juicio llamando a declarar a JOSÉ MARÍA HUGUET TORREMADÉ, Jefe de la Inspección de Hacienda en Cataluña hasta 1994 en que solicita y conceden la excedencia.
Primeras preguntas del fiscal sobre la organización de la Agencia Tributaria. Para una composición de lugar, que no terminará de componerse a pesar de las largas peroratas del acusado, intentando zafarse. Mis notas se multiplican cuando saltan al ruedo las FACTURAS FALSAS DEL GRUPO TORRAS por miles de millones trayendo a mi memoria los TERRENOS FALSOS del Consorcio de la Zona Franca. Pero interrumpido varias veces por la Presidencia, por alargarse invadiendo el terreno de la defensa, la jornada perdía interés y me retiro.
Mucha tela a cortar…

Rafael del Barco Carreras dijo...

VISTO PARA SENTENCIA.
LXIV. JUICIO A LA CORRUPCIÓN EN LA DELEGACIÓN DE HACIENDA DE BARCELONA.

Rafael del Barco Carreras

Sesión 16-06-10. Ayer se pronunciaron las palabras del ritual, “visto para sentencia”. Se prevé para octubre o noviembre. ¡Largo me lo fiais! Pero no culpo a los jueces, van a tener mucho trabajo; documentación, tesis y antítesis, olvidos y años, casi otros tiempos de ocurridos los supuestos delitos.

En honor a la verdad no me han parecido proclives a nada, o no como los que me juzgaron por el caso Consorcio de la Zona Franca de Barcelona que en tres días sentenciaron un proceso donde hubiera debido desfilar casi todo el Poder de Barcelona, Movimiento, PSE, UCD y banqueros. ¡Que se le pregunten al actual presidente de la Audiencia, José Luis Barrera Cogollos, que formó parte de tan expeditivo y “especial” tribunal! Entonces como ahora, o ahora como entonces, al no desfilar los reales autores y beneficiados, y además Fiscalía Anticorrupción y la Abogacía del Estado empeñarse, ya desde los primeros momentos de la instrucción del caso, en tapar y exculpar al Poder, el juicio se muestra a mi entender, imposible. El puzle se vislumbra, se adivina, pero le faltan tantas piezas, que con las aportadas, repintadas y recortadas, se puede minimizar y recomponer de cualquier forma y color. Es decir, si los jueces son honestos, y durante DIEZ MESES así me lo han parecido por las muchísimas intervenciones de la presidenta Doña Carmen Sánchez-Albornoz Bernabé, tienen difícil tarea, ¡dictar sentencia!

Me inicié como espectador y comentando “a mi manera”, primero convencido que el tema acabaría antes de empezar, todo prescrito, pero como diríamos en mi niñez la cosa tomó carrerilla, demasiada porquería para meterla de un golpe debajo de una alfombra que se la tragara para la eternidad. Y se ha juzgado a mi entender a la GRAN CORRUPCIÓN BARCELONESA, (recalificaciones y precios multiplicados, sobornos o extorsiones, bancos que no aportan pruebas, fiscalía que excluye acusados, etc.) sin sentar en el banquillo a los gobiernos de Felipe González y a los de Jordi Pujol. Se ha oído tanto sobre los terrenos de Villa Olímpica (los Vidal-Folch) o Diagonal Mar-Fórum, sin olvidarnos de la pincelada de Plaza Cataluña y su Corte Inglés, donde poco o nada tuvieron que ver los acusados, que es evidente nos hemos perdido conocer con profundidad los cimientos de la actual quiebra de Cataluña y España.

En principio me disponía a presenciar el acto final del gran culebrón jurídico de Javier de la Rosa, a quien de autor de mis desgracias he rebajado a polichinela, a histriónico pagano de un infinito número de corruptos. Tras su gran capacidad de “levantar dinero”, y estafarlo, se añadieron los refinados chupócteros del Poder, que además por la consiguiente corrupción de Fiscalía y Judicatura, se han librado del banquillo, ¡Chapeau por ellos!

Por ese papanatismo donde a todos nos sumerge la Prensa y sus versiones al dictado de los poderosos, me inicié en los comentarios arrasando a los dieciséis del banquillo, hasta que me vi reflejado en ellos, o en algunos, envueltos y juzgados por cruzarse en sus vidas, empresas y profesiones, un Estado y su Hacienda, corrompida desde el vértice.